:::: MENU ::::

20 de octubre de 2018

  • 20.10.18
El Tribunal Supremo (TS) hizo público al mediodía de ayer un comunicado en el que dejaba en el aire el futuro de la sentencia emitida este jueves, en la que se dictaminaba que, en lugar del consumidor, debía ser la entidad bancaria la que se hiciera cargo de los costes del Impuesto de Actos Jurídicos Documentados (IAJD).



En este sentido, FACUA recuerda que en 2013 el TS dijo que no se podía recuperar lo defraudado con la cláusula suelo por "riesgo de trastornos graves con trascendencia al orden público económico". Fue el Tribunal de Justicia de la Unión Europea el que finalmente dictó una resolución que protegía a los consumidores.

"Ahora, el Tribunal Supremo pretende hacer uso de un argumento similar al que fue rechazado por el tribunal europeo", denunció ayer el portavoz de FACUA, Rubén Sánchez, quien aseguró que su asociación no entiende que "apenas un día después, se vuelva a plantear una cuestión que previamente había resuelto con una sentencia firme".

Para Rubén Sánchez, "esto es un escándalo y huele muy mal". Según el portavoz de FACUA, "el Supremo paraliza la sentencia que dice que los bancos tienen que pagar el impuesto de las hipotecas" porque, tal y como detalla en una nota el presidente de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Alto Tribunal, Luis María Díez-Picazo, da un "giro radical" a la jurisprudencia que existía sobre la materia hasta el momento y, sobre todo, por "su enorme repercusión económica y social".

"¿Hará ahora el Tribunal Supremo como en 2013, cuando decidió que no tenían que devolver lo defraudado con la cláusula suelo? ¿Tendremos que esperar a otro varapalo del Tribunal de Justicia de la Unión Europea?", se preguntó ayer el portavoz de FACUA-Consumidores en Acción.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL



DEPORTES - CASTRO DEL RÍO DIGITAL

FIRMAS
Castro del Río Digital te escucha Escríbenos